Auriculares Traductores Simultáneos. Los Mejores de 2018

“Comparativas made by sound experts de Auriculares Traductores Simultáneos.

¿Cuáles son los mejores Auriculares Traductores Simultáneos del 2018?

¿Te imaginas viajar a cualquier lugar del planeta y poder hablar con todo el mundo? Esta utopía es tan antigua como la torre de Babel. Pero es ya una realidad. Desde hace un par de años varias empresas tecnológicas han comenzado una guerra para acabar con las barreras idiomáticas y acercar un poco más a los seres humanos. Desde la todopoderosa Google hasta un puñado de startups que han suplido la falta de recursos con buenas dosis de talento y creatividad. ¿El resultado? Varios auriculares del tamaño de un botón que se colocan en el canal auditivo y que traducen al instante. Algunos de ellos como los Bragi the Dash Pro, los Google Pixel Buds o los Pilot son un desafío a la ingeniería: son rápidos, cómodos, ofrecen una traducción instantánea y una amplia batería de funcionalidades de ocio como escuchar música, asistentes virtuales, gestión de llamadas o mensajes y hasta medidores de desempeños deportivos.

¿Qué aplicaciones nos traen los Auriculares Traductores Simultáneos?

Las aplicaciones son muy amplias y harán la vida más sencilla a más de una persona: viajeros independientes, voluntarios de alguna ONG en zonas remotas, empresas exportadoras e importadoras, militares en zonas de conflicto o incluso a turistas de congresos. Sin embargo, los intérpretes y profesionales de la traducción pueden respirar tranquilos. Al menos durante un tiempo. Estos dispositivos sirven para comunicarnos cuando estamos descubriendo nuevos países, pero sus traducciones todavía son un poco torpes y obviamente no entienden de sarcasmos, dobles sentido y demás figuras del lenguaje. Eso sí, te harán el viaje mucho más sencillo y cambiarán tu concepto de moverte por el mundo. No obstante, creemos que gracias a la inteligencia artificial y los algoritmos de learning machine los avances en el sector se irán dando a pasos de gigante y quién sabe si algún día estos dispositivos harán que mucha gente deje de aprender idiomas.

Tras pasar varias semanas radiografiando el sector de los auriculares con traducción simultánea nos hemos dado cuenta de que hay que tener un poco de cuidado con el dispositivo que compras porque hay muchos proyectos que se han anunciado a bombo y platillo pero luego se han quedado por el camino. Por eso, os hemos seleccionado los auriculares traductores simultáneos más potentes y fiables que ya están en el mercado, para que no te lleves sorpresas.

Los Mejores Auriculares Traductores Simultáneos del 2018

Google Pixel Buds
Bragi the Dash Pro
PILOT
Translate One2One
Travis the Translator
  • Valoración 70%
  • Valoración 90%
  • Valoración 80%
  • Valoración 75%
  • Valoración 75%
PROXIMAMENTE…
PROXIMAMENTE…
PROXIMAMENTE…
PROXIMAMENTE…

Los mejores Auriculares Traductores Simultáneos

  1. Google Pixel Buds
  2. Bragi the Dash Pro
  3. PILOT
  4. Translate One2One
  5. Travis the Translator

Google Pixel Buds

Google Pixel Buds

ventajas

Buen sonido para escuchar música, cómodos y diseño atractivo, un traductor muy potente y muchas funcionalidades si los emparejas con los teléfonos de Google Pixel o Pixel 2.

desventajas

Dependencia total de internet. Hay que emparejarlos con un móvil con Google Assistant o Android Marshmallow en adelante. Google Translate sólo funciona con los smartphones de Google Pixel y Pixel 2.

Introduccón:

El lanzamiento en octubre de 2017 de los Google Pixel Buds ha causado gran repercusión en el mundo tecnológico. Se dice que van a cambiar el mundo. No por su diseño o la calidad de sonido, sino por su capacidad de conectarse con la inteligencia artificial de Google Assistant y Google Translator. Basta con tocar el botón derecho para vincularse al asistente de Google y reproducir música, hacer llamadas, no perdernos por la ciudad o recibir notificaciones. También se dice que van a cambiar la manera de viajar. Los Google Pixel Buds son capaces de traducir en tiempo real más de 40 idiomas. Es cierto que son unos cascos inalámbricos con un desarrollo tecnológico detrás bestial, pero de momento no es oro todo lo que reluce y hay varios inconvenientes que hay que tener en cuenta. Si eres de los que no puede esperar a probarlos, aún no se comercializan en España aunque llegarán en breve.

Traducción:

Los auriculares Google Pixel Buds ofrecen la posibilidad de traducción simultánea en 40 idiomas. Entre ellos el español, catalán, inglés, chino, japonés, alemán y las lenguas más habladas de Europa y del mundo. Lo interesante es que no hace falta que la otra persona con la que te quieres comunicar también los lleve puestos. Es cierto que no han sido los primeros auriculares traductores simultáneos que han existido, pero podrían convertirse en los más potentes. ¿La razón? Estos auriculares se nutren de la poderosa base de datos de Google Translator y de la inteligencia artificial de Google Assistant para que a medida que los uses los cascos vayan aprendiendo de ti. Si además le sumamos que usan algoritmos de Machine Learning y la capacidad de aprendizaje colectivo que eso significa, quiere decir que a medida que los vaya usando más gente los auriculares y sus sucesivas actualizaciones irán aprendiendo de todos ellos y afinando las traducciones. Adiós Babel. Pero… ¿No hay gato encerrado? Sí. Lamentablemente hoy por hoy el traductor solo funciona con los móviles Pixel y Pixel II y sus precios no son precisamente baratos. Otro punto a tener en cuenta son la calidad de las traducciones, que a veces pueden sonar forzadas. Además, sin conexión Wifi o 4G estás perdido, y cuando viajamos, sobre todo fuera de Europa, ese es precisamente el problema.

¿Cómo funcionan?

Uno de sus puntos fuertes es que estos cascos son fáciles de usar. También en modo traducción. Primero hay que emparejar vía bluetooth los auriculares Google Pixel Buds a un móvil que lleve integrada la app de Google Assistant (Pixel y Pixel II). Una vez conectados los dos dispositivos solo hay que configurar la app con los idiomas que vayas a utilizar. Todo lo que te digan se traducirá a tu lengua materna en tiempo real y escucharás la transcripción a través de los auriculares. ¿Y si soy yo el que quiere decirle algo a alguien? También es muy fácil. Solo tienes que decirlo en tu lengua materna y se activará un micrófono que escuchará lo que dices. La app entenderá lo que quieres contar y lo traducirá al idioma de tu interlocutor. Los Google Pixel Buds utilizarán el altavoz de tu móvil para soltar en forma de voz enlatada lo que le quieres expresarle a esa persona.

Diseño y calidad:

A nosotros nos mola. Son unos auriculares inalámbricos de botón bastante sencillos por fuera. Y en la sencillez está la elegancia. El único pero es que al ser de botón no aíslan muy bien del ruido externo y aunque tienen muy buen sonido, se pierde un poco de calidad. Son confortables y pese a ser de botón, se ajustan bien al oído y es complicado que se caigan. Vienen con una cajita bastante chula que sirve tanto para guardarlos, como estación de carga. Desde el momento en que la caja se abre, los auriculares están buscando dispositivos para emparejarse.

Actualmente están disponibles en tres colores: negro, blanco y azul claro. Los Google Pixel Buds tienen un pequeño cable que unen ambos auriculares. Comparado con los airpods a alguno le puede parecer un sistema demodé, o que no son completamente inalámbricos, pero a nosotros nos gusta, nos da seguridad porque así parece más complicado perderlos. La usabilidad es bastante sencilla: para pulsar, darle al play, coger o colgar llamada solo hay que tocar el botón del auricular derecho.

Sonido:

Nos ha sorprendido. Pese a ser un producto Google —una marca sin mucha experiencia en el sector— suenan bien. El único ‘pero’, como ya hemos dicho, es que al ser de botón no aíslan mucho del ruido de fuera y si estás en un lugar concurrido vas a notar pérdida de calidad.

Batería:

No es increíble, pero tampoco es la peor. Tiene una autonomía de unos cinco horas de uso continuo. El punto positivo es que la cajita para guardarlos es también punto de carga portátil y usándola nos puede dar una autonomía de hasta 20 horas.

Conectividad:

Desde nuestro punto de vista éste es su talón de aquiles. Son inalámbricos y se emparejan con otros dispositivos vía bluetooth. El emparejamiento para los teléfonos de Google del modelo Pixel y Pixel II es automático. El tema es que para sacarle chispas y poder conectarse a Google Assistant, el teléfono móvil al que se han conectado los cascos previamente tiene que tener conexión a Internet. Si no, casi ni podrás pasar de canción.

Precio y conclusión:

Si ya tienes un móvil Pixel o Pixel II, te recomendamos la compra de los Pixel Buds sin lugar a dudas. Son la guinda al pastel más ambicioso de los dispositivos Google. Su traductor simultáneo promete revolucionar el sector de los viajes, tanto de placer como de negocios. Tienen un diseño atractivo, emiten un buen sonido y la inteligencia artificial y Google Assistant te van a dar muchísimo juego. Rondan los 159 $ y hasta principios del 2018 no creemos que se pongan a la venta en España.

Sin embargo, no son perfectos. Fuera de los smartphones PIxel o Pixel II, estos auriculares traductores simultáneos se marchitan y apenas les podrás sacar jugo. No es plan de dejarse entre 600 y 1000 € (entre la compra de un móvil Google y los Pixel Buds). En este reportaje te mostramos otras opciones que nos ponen muy cachondos y que son mucho más económicas. Como la siguiente.

Bragi the Dash Pro

Bragi the Dash Pro

ventajas

App itranslate incorporada, traducción simultánea a 40 idiomas, reproductor de música autónomo, buena calidad de sonido, sumergibles, medidores de desempeño deportivo, entrenador personal, asistente virtual Alexa.

desventajas

el anterior modelo dio una serie de problemas de conexión bluetooth y bugs. La compañía dice que en este modelo ya se han solucionado. Son caros.

Introduccón:

Tras solucionar algunos problemas de sincronización bluetooth con los smartphones que tenía el anterior modelo, la compañía alemana Bragi ha lanzado a finales del 2017 los nuevos The Dash PRO. No se tratan sólo de unos auriculares que traducen simultáneamente. Más bien son una joya de la ingeniería aplicada al mundo del sonido. Es lo más parecido a llevar un smartphone en el canal auditivo. Funcionan como cascos de música autónomos gracias a sus 4 GB de memoria interna con capacidad para reprodir cerca de mil canciones. Sin embargo, para sacarles el máximo partido y gozar de  todas sus funcionalidades deben estar sincronizados vía bluetooth con un smartphone. Todo funciona a través de la  app de Bragi.

Hoy por hoy son los cascos de música más completos que existen en el mercado: son inalámbricos, usan la inteligencia artificial para aprender, pueden traducir simultáneamente a más de 40 idiomas, emiten un sonido aceptable para escuchar música y  son sumergibles. Por si fuera poco, los Bragi the Dash PRO también miden numerosos patrones de rendimiento para los deportistas y nadadores como el ritmo cardíaco, la distancia recorrida, calorías quemadas, números de pasos o la cadencia. Al activar el modo de seguimiento deportivo es capaz de ofrecer indicaciones y motivarte para que llegues más allá de tus límites.

Es uno de los proyectos más ambiciosos del mundo de los wearables. La startup alemana Bragi lanzó en el año 2014 una campaña de crowdfunding en la plataforma Kickstarter. El proyecto se llamó The Dash y pidió 3.000.000 € para producirlos en masa. La iniciativa causó sensación y el anterior modelo se puso a la venta con relativo éxito. Sin embargo, algunos usuarios reportaron varios problemas con la conectividad bluetooth y pequeños bugs del sistema. Algo intolerable para un dispositivo con un precio tan elevado. Por eso, la compañía berlinesa decidió zanjar el asunto lanzando este nuevo modelo. Por fuera los The Dash Pro son prácticamente iguales, pero por dentro ha habido muchas mejoras para afinarlos, acabar con los errores y ponerlos a punto.

Traducción:

Los Bragi the Dash Pro se venden con la app itranslate incorporada. Son capaces de traducir simultáneamente a 40 idiomas: español, inglés, chino, japones, alemán, árabe… Como era de esperar las traducciones no son  siempre exactas pero van relativamente fluidas. Además, el sistema va recibiendo actualizaciones periódicas, con lo que las traducciones irán mejorando, así como el número de idiomas que serán capaces de entender estos auriculares.

¿Cómo funcionan?

Las traducciones van bastante bien y te sacarán de muchos apuros.  No es necesario que la otra persona lleve unos Bragi puestos, ya que las traducciones que tu emitas se lanzarán gracias a los altavoces del teléfono. Sin embargo, la comunicación va mucho más fluida cuando las dos personas que se quieren comunicar llevan sus propios cascos Bragi puestos.

Diseño y calidad:

De ciencia ficción. Se trata de unos cascos de música in ear completamente inalámbricos. También bastante cómodos, con una sujeción muy buena. Fueron diseñados para sostener el cuerpo de cada auricular con tres puntos que forman un triangulo de sujeción en el contorno interno de la oreja.  La firmeza en el agarre lo complementan las puntas de silicona que se insertan en el canal auditivo y que vienen en tres tamaños: Large, Medium y Small.

Los auriculares inteligentes de Bragi son certificados waterproof bajo el estándar IPX7, pudiendo sumergirlos hasta 1 metro de profundidad durante un máximo de 30 minutos. Cada auricular posee controles táctiles que desempeñan funciones de control de la música que se reproduce, o de activación de las funciones de tracking de las actividades físicas.  Por si fuera poco, también es capaz de detectar los movimientos de la cabeza y otros gestos que permiten controlarlo. Los Dash son bastante ligeros. Cada uno pesa alrededor de 8 gramos.

Sonido:

Calidad y adaptación al ambiente. Los Bragi Dash tienen una buena calidad de sonido, con algoritmos de compresión que corrigen la debilidad de ancho de banda de los enlaces Bluetooth para hacerlos más eficientes. Además, gracias a su diseño aíslan bastante del ruido que proviene del exterior mejorando la calidad de audio. No obstante, a pesar de su sonido bastante decente no es un producto para audiófilos. El único punto en contra de estos auriculares es que el volumen máximo es un poco bajo, especialmente en ambientes ruidosos o exteriores.

Inteligencia artificial que interactúa contigo:

Por medio de la inteligencia artificial estos cascos inalámbricos suministran indicaciones, es decir interactúan con el usuario.  Los altavoces por medio de su sintetizador de voz y con señales luminosas LEDs que se encienden y apagan en cada uno de los cascos. Además, los Bragi the Dash Pro incorporan el asistente virtual  Alexa, diseñado por Amazon.

Batería:

Para llevar. Duran hasta por 6 horas de reproducción con una carga completa y volumen medio. Eso sí, si activamos los sensores la duración de la batería disminuye a unas 4 horas. Una de las varias jugadas inteligentes de los creadores del The Dash Pro de Bragi fue dotarlos de una estuche-batería portátil externa de 2200 mAh para cargarlos hasta 5 veces a carga completa.  Esto incrementa el rendimiento con aproximadamente 30 horas de música continua. 

Precio y conclusión:

Para nosotros los Bragi The Dash Pro son unos de los mejores auriculares inteligentes del mercado. No sólo son capaces de usarse como traductor simultáneo de hasta 40 idiomas, sino que los podrás usar como reproductores de música, entrenador personal, medidor de indicadores deportivos, y hasta te podrás meter con ellos en una piscina mientras te tomas un daiquiri.  Su precio ronda los 349 €. No es barato pero es un wearable con muchísimas funcionaliades. El anterior modelo ha bajado bastante su precio. Lo puedes encontrar en Amazon aunque ha reportado tantos bugs y errores que a muchos no les ha dejado un buen sabor de boca y no los recomendamos.

PILOT

PILOT

ventajas

mayor compatibilidad con otros smartphones que los Google Pixel Buds, traducción fluida en 15 idiomas, inteligencia artificial, reproductor de música y otras funciones.

desventajas

se necesita que la otra persona se ponga otro auricular, producto caro, primera versión, start con proyección pero aún sin consolidar.

Introduccón:

Desde nuestro punto de vista el auricular traductor Pilot es uno de los dispositivos con más proyección que existen en este área. Está llamado a convertirse en un referente y cambiar la forma de viajar. Se trata de un pequeño dispositivo con inteligencia artificial desarrollado por la startupneoyorquina Waberly Lab y que es capaz de traducir a 15 idiomas. La empresa de Brooklyn lanzó el pasado 11 de diciembre de 2017 los primeros Pilot y ha comenzado ya con los envíos para sus mecenas. Ha sido la culminación de más de cuatro años de investigación y una campaña muy potente de crowdfunding en la plataforma Indiegogo que superó todas las expectativas en cuanto a aportaciones. Fueron los primeros en apostar por unir las apps de traducción con un wearable en forma de cascos de música hace casi un lustro. Lo bueno de este juguete es que no sólo sirve para comunicarte con las personas en otros idiomas, también reproduce la música de tu smartphone, te permite realizar llamadas y estar al loro de tus notificaciones. Si se te han puesto los dientes largos ten paciencia y vete haciendo tu reserva. Acaban de empezar con la venta y distribución a través de su web y nos da la sensación de que tienen un buena lista de espera.

Traducción:

El Pilot es capaz de traducir a 15 idiomas: inglés, español, francés, italiano, árabe, chino, alemán, griego, japonés, Hindi, ruso o turco, entre otros. Como es normal las traducciones no son perfectas. Pero al parecer no van nada mal. Y lo consiguen en tiempo récord: dos segundos. Uno de los objetivos de la compañía era conseguir reproducir conversaciones de la forma más natural posible. Por eso estos cascos de traducción simultánea incorporan programas de inteligencia artificial que consiguen que cuantas más personas los usen mas irá aprendiendo el motor de traducción y las conversaciones serán más exactas. Según la compañía “los Pilot están diseñados para traducir los dialectos más comunes, pero los acentos muy marcados pueden dar errores”.

Un punto que nos pone mucho de este dispositivo es que permite las traducciones en grupo. Esto es perfecto para reuniones, ambientes internacionales o para infiltrarte en una fiesta Erasmus. Cualquier persona con los auriculares Pilot se puede unir a la conversación en grupo utilizando su idioma materno, gracias a la app de Pilot, que la traducirá a tu idioma en un par de segundos. De momento sólo traduce lo que te dice la persona que tienes delante pero la empresa ya ha avanzado que su próxima versión intentará traducir todo el sonido ambiente. Eso suena a ciencia ficción, pero nunca se sabe.

¿Cómo funcionan?

En primer lugar, es necesario que las dos personas que se quieren comunicar tengan puesto un auricular y se hayan conectado con sus smartphones a la app de Pilot. Una de las dos personas habla. Cada auricular utiliza micrófonos con cancelación de ruido que bloquea el sonido ambiente y capta las voces de forma nítida. El auricular del receptor del mensaje capta lo que quiere decir la otra persona y lo traduce en un par de segundos. La traducción se proyecta en el auricular del receptor del mensaje.  Digamos que el nexo de todo es el móvil con la app que hace de intermediaria. Todo esto ocurre simultáneamente, sin interrupción, mientras cada uno habla con la otra persona. Desde la empresa aseguran que una vez emparejados los dispositivos el proceso es bastante natural, y que se puede mantener una conversación tranquila con el móvil en el bolsillo. El milagro se produce gracias al reconocimiento de voz, a los programas de traducción y a la inteligencia artificial que permite el aprendizaje automático.

Diseño y calidad:

Es bastante chulo y moderno. Poseen un diseño ergonómico que se adapta bien a los oídos. Los puedes comprar en rojo, blanco y negro. Incorpora varios micrófonos con cancelación de ruido que te servirán para que las conversaciones se escuchen de forma clara, también las llamadas. Incorpora también una caja para guardarlos.

Sonido:

No los hemos probado y no os podemos decir mucho en este apartado. Lo que sí os podemos decir es que los Pilot son unos auriculares bluetooth que dan bastante juego porque además de traducir también sirven para escuchar música, hablar por teléfono, recibir indicaciones de Google, o gestionar las notificaciones de audio.

Batería:

De larga duración, según especificaciones del fabricante.

Conectividad:

Los Pilot se conectan al teléfono móvil a través Bluetooth.

Precio y conclusión:

En comparación con los Google Ear Buds estos auriculares son compatibles con muchos más smartphones. Tienen un diseño moderno que nos gusta y su capacidad de traducción una vez emparejados los dispositivos con la app tiene muy buena pinta. Eso  sí. siendo conscientes de que nunca va a ser perfecta. No nos convence que haya que pedirle a otra persona que se ponga un auricular y que se conecte a la app. Mucho lío. No obstante, creemos que son un modelo que va a dar mucho que hablar y que a más de un viajero, persona de negocios, cooperante… le va a sacar de más de un apuro.  Por el momento, el par de auriculares Pilot se venden a través de su web por 249 $ y ya hay cola de espera.

Translate One2One

Translate One2One

ventajas

No necesita ningún tipo de conexión al móvil, es uatónomo. Aprende gracias a la Inteligencia Artificial.

desventajas

Diseño bastante anticuado y grande, tarda entre 3 y 5 segundos en traducir, es un poco caro desde nuestro punto de vista y es necesario que las dos personas tengan su propio dispositivo, lo cual es un engorro. No sirven para nada más que como traductores (no reproducen música, ni radio…)

Introduccón:

El Translate One2One ha sido desarrollado recientemente por la start up australiana lingmo International. Los auriculares se presentaron en una cumbre internacional de la ONU en Ginebra. Se venden a través de la web  de Lingmo y ha sido tal su éxito que en sólo unos meses se han agotado las existencias. ¿Por qué? El punto que marca la diferencia es que se trata del primer auricular que traduce simultáneamente sin ningún tipo de conexión.  La compañía ya se ha puesto a trabajar en su segunda versión que según dicen lanzará en el 2018.

Traducción:

El auricular Translate One2One traduce 9 idiomas: español, chino, alemán, portugués, italiano, francés, japonés, inglés y árabe. Según la marca australiana tiene una capacidad de traducir con exactitud del 85%. Los cascos combinan el procesador Watson de la compañía IBM con algunas APIs de traducción por un lado, y  por el otro un hardware desarrollado por ellos mismos que se basan en algoritmos de traducción que incorporan sistemas de  machine learning con inteligencia artificial. ¿Qué quiere decir esto? Que el dispositivo irá aprendiendo cuanto más lo uses y acabará incorporando argot, frases hechas e incluso algún dialecto, si es el caso. Además, Lingmo dispone de una app de traducción simultánea para smartphones que además de voz también cuenta con capacidades de traducción de voz a texto, texto a texto y texto a voz en un mayor número de idiomas.

¿Cómo funcionan?

Como ya hemos dicho, uno de los puntos positivos del Translate One2One es que son autónomos y no necesitan conectarse a ningún teléfono para trabajar. Todos los datos idiomáticos necesarios para las traducciones los llevan integrados tanto en su hardware como en su tarjeta SIM. En ese aspecto se parece más a un TOM TOM. Eso sí, para que funcione correctamente es necesario que las dos personas que vayan a intervenir en la conversación se coloquen sendos auriculares. Ambos cascos se conectan vía bluetooth. Posee una pantalla táctil en la que cada uno selecciona su idioma materno. Después se emparejan ambos auriculares vía bluetooth y se inicia la conversación. El sistema tarda entre 3 y 5 segundos en traducir lo que cada uno quiere decir. El dispositivo lleva micrófono y altavoces tanto para captar la frase que se quiere traducir, como para expresar la oración ya traducida a nuestro interlocultor.

Diseño y calidad:

La verdad es que no es su punto fuerte. Tiene un diseño tosco, anticuado y grande. Pero también hay que entender que al no necesitar ningún tipo de conexión para funcionar toda la información la lleva encima. Un punto negativo para nosotros es que es un dispositivo muy limitado. Sirve para lo que sirve, y ya está. No funciona como reproductor de música, ni tiene radio ni ninguna funcionalidad extra.

Sonido:

No sirve para reproducir música.

Batería:

El fabricante no especifica la duración de la batería.

Conectividad:

No necesita conectarse a ninguna fuente para poder funcionar pero se empareja con otros auriculares One2One a través de Bluetooth.

Precio y conclusión:

El Translate One2One es grande, tosco y caro en comparación con otros dispositivos que dan más juego. Es lo que es: un auricular que solo sirve de traductor simultáneo. Sólo traduce a nueve idiomas, aunque son los más hablados del mundo, y te podrás comunicar con cuatro de cada cinco personas. Su punto positivo es que está desarrollado para utilizarlo sin internet y que tiene un porcentaje de éxito en las traducciones del 85%. Y es algo a tener muy en cuenta si vas a viajar a lugares remotos, puntos ciegos de la tierra o lugares con poca accesibilidad. No es perfecto pero te sacará de muchos apuros. Lo recomendamos para viajeros independientes que vayan a ir a zonas remotas del mundo árabe, al África francófona y anglófona, China y Brasil. También para cooperantes y personal médico destinado en zonas con poca cobertura. ¿Su precio? El pack con dos auriculares y todos los extras cuesta  279 $.

Travis the Translator

Travis the Translator

ventajas

traducción a más de 80 idiomas, es muy sencillo de utilizar, funciona con o sin internet, traducción muy rápida, dispositivo con inteligencia artificila, batería de larga duración.

desventajas

primera versión del dispositivo. Empresa aún no consolidada. Tiempo de espera hasta la recepción del producto largo.

Introducción:

Travis the Translator no es un auricular traductor propiamente dicho. Pero nos ha gustado tanto por su practicidad, agilidad y sencillez que teníamos que destripároslo en esta comparativa. Se trata de un dispositivo de mano que por fuera parece un smartphone. Sin embargo, por dentro todo está diseñado para convertirse en una virguería capaz de traducir en menos de dos segundos a 80 idiomas. Travis the Translator también utilizó la plataforma de crowdfunding Indiegogo en 2016 para captar financiación a través del micromecenazgo. Lo que en un principio era una iniciativa que pedía 80.000 $ para desarrollo ha acabado por convertirse en uno de los proyectos más ambiciosos del sector del e-translating. Hasta la fecha lleva recaudados más de 1.600.000 $ que le han servido a la startup holandesa para mejorar el dispositivo.

Lo que nos gusta de esta empresa es su responsabilidad corporativa. Destinan parte de cada venta a colaborar con diversas ONGs. Además, han testado la calidad de sus productos con los refugiados de la isla de Lesbos, probando sobre el terreno y donando decenas de dispositivos al personal de ayuda humanitaria. Los pedidos se hacen a través de su web o la plataforma Indiegogo. Por el momento desconocemos su capacidad de producción. Lo que sí sabemos es que distribuyen por todo el mundo, pero ya te avisamos de que hay una larga cola de espera.

Traducción:

Las traducciones no son perfectas, como en el resto de dispositivos que hasta la fecha existen en el mercado. Pero son rápidas. Tarda alrededor de dos segundos. Travis cuenta con inteligencia artificial que facilita el aprendizaje automático, lo que hará que con el tiempo incorpore nuevos patrones que mejorarán mucho las traducciones. Según el CEO de la empresa, Lennart Van der Ziel, están construyendo un sistema con su propia red neuronal para detectar el argot y los diferentes acentos.

Desde Cuturasonora creemos que lo interesante de Travis es que funciona con y sin internet. Sin conexión es capaz de traducir a 20 idiomas, los más importantes. Conectado a la red puede traducir hasta 80 idiomas, algunos tan curiosos como el nepalí o el criollo. Eso sí, desde la compañía advierten: la exactitud en los significados aumenta con conexión a internet ya que se nutren de mayores motores de traducción. El software tiene actualizaciones contínuas con mejoras y nuevos idiomas. Según la compañía las optimizaciones serán gratuitas.

La startup está trabajando en un sistema que facilitará mucho la labor de las empresas que se quieran internacionalizar. Se trata de un paquete de actualizaciones para el dispositivo que configurarán un nuevo producto: Travis Business Edition. Según los responsables podrá traducir textos para que los trabajadores puedan enviar mails de respuesta a pedidos y dar otras soluciones al día a día de las Pymes. El proyecto promete pero aún está en fase de desarrollo.

¿Cómo funcionan?

Lo que nos ha llamado la atención de Travis es que no ocupa espacio y es muy fácil de usar. Se trata de un dispositivo con pantalla táctil que por fuera parece un teléfono y hace de intermediario en las conversaciones. Sólo hace falta tener un solo dispositivo, no hace falta que cada uno tenga el suyo. Simplemente se elige en la pantalla el idioma materno de los dos interlocutores y cada uno habla. El dispositivo traduce con un solo toque en la pantalla táctil. Travis tiene un micrófono por el que capta la voz, traduce el mensaje instantáneamente y en menos de dos segundos lanza la traducción por el altavoz para que la otra persona la escuche. Y así sucesivamente en un toma y daca de preguntas respuestas que posibilita la comprensión entre dos personas de mundos diferentes. También funciona con cualquier tipo de auriculares (con cable o bluetooth) para aumentar la privacidad.

Diseño y calidad:

Bastante sencillo. Por fuera parece un teléfono móvil de color negro. Posee una pantalla táctil de 240 x 240 píxeles. Tiene un micrófono con cancelación de ruido que filtra el ruido externo de las voces para que la comprensión por parte del dispositivo de lo que tiene que traducir sea lo más exacta posible. También posee un altavoz bastante potente para que las traducciones se oigan por encima del sonido ambiental. Tiene un procesador de cuatro núcleos que es lo que permite que las traducciones sean tan ágiles.  Posee una entrada para conectar los auriculares en caso de que queramos que las traducciones sean más íntimas.

Batería:

De larga duración. La batería aguanta hasta siete días encendida en modo espera. También proporciona hasta 12 horas de vida traduciendo de forma constante sin conexión a internet, en modo off line. Por otro lado, conectada a internte la batería aguanta hasta 6 horas de trabajo ininterrumpido.

Conectividad:

Travis Translator se puede enganchar a una red WIFI para incrementar la capacidad de traducción. También tiene su propia red de datos 3G. Tiene una entrada para conectar unos auriculares al dispositivo en caso de que se necesite mayor prvacidad, y también puede conectarse a unos cascos de música inalámbricos a través de bluetooth.

Precio y conclusión:

Este dispositivo nos ha sorprendido por su sencillez y efectividad. Traduce 80 idiomas, es muy portable, posee una buena conectividad y permite que con un solo dispositivo se puedan entender dos personas, sin perder el tiempo. Todo, a través de un solo toque en la pantalla táctil. Además, lleva una batería con buena autonomía. Como ocurre con el resto de dispositivos de e-translating que existen sus traducciones no son 100% exactas, pero los algoritmos de inteligencia artificial que incorpora Travis hace que las conversaciones sean más precisas. Como punto negativo diremos que se trata de la primera versión, y nosotros, que somos bastante segurolas no nos suele gustar hacer de conejillo de indios, aunque el producto promete. El dispositivo está a la venta por entre 179 $ y 229 $ (con o sin ofertas de lanzamiento) a través su web o la plataformaIndiegogo.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies